En octubre, la variación del Índice de Precios al Consumidor fue de 5,8% en la región. Estos últimos datos que difundió ayer el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos representan una desaceleración en el proceso inflacionario que atraviesa Argentina. El acumulado en lo que va del año es de 46,7% y la comparación con igual mes del año pasado arroja un resultado de 50,4%.

La variación de noviembre nacional fue 3,2%, lo que también representa una desaceleración en el proceso inflacionario ya que en octubre había sido de 5,4%. El acumulado en los primeros 11 meses del año es de 43,9% y la comparación con noviembre de 2017 el IPC aumentó 48,5%. Según el informe oficial la variaciones más importantes se registraron en la Patagonia.

La inflación anual se encamina a ser la que sufrió un mayor incremento desde 1991, año que la inflación superó el 80%, bajo la presidencia de Carlos Menem. En 2002 y tras la crisis económica la variación de precios trepó al 40%.

El rubro que presentó una variación mayor es “Salud”. Mientras que para la Patagonia ese incremento fue de 7,9% la media nacional fue de 5,7%. Por otro lado, la división que menos aumentó fue “Educación”, tanto en la región (0,3%) como a nivel nacional (1,2%)

Las divisiones agrupadas en “Bienes y servicios regulados” incrementaron 4,1% en la región, se trata de aquellos cuyas tarifas están sujetas a regulaciones del Estado o tienen alto componente impositivo. Los bienes agrupados en “Estacionales” subieron 5,3% y el IPC núcleo fue de 4,1%.

 

Luz Scarpati

 

Deja tu comentario